6. CADA PELÍCULA TIENE SU DESTINO

Todas las películas tienen un destino, y este es siempre incierto. Desde la más grande hasta la más modesta, todas pasan por un gran esfuerzo que luego se resuelve en el cuadrilátero de la atención del público.

Por Ignacio Oliva

 

 

Juan_cruz-263

Pedro CASABLANC como AY, padre de Nefertiti.

 

Estas son las reglas. Hay quien se hace a la mar con un gran velero y quien se hace a la mar en un modesto bote, pero ambos han de ser capaces de atravesar las dificultades que se le presenten en las procelosas aguas del océano del cine: La película está en juego.

Juan_cruz-311

Ana OTERO como TIYI, madre de Akenatón.

 

El cine que  pretende ser distribuido y llegar a un público amplio ha de esforzarse en elaborar un producto que esté a la altura de las exigencias (técnicas y estéticas) de un público que no distingue –ni tiene por qué- de presupuestos, inversiones, esfuerzos, o apuestas, sino sólo de resultados. Lo que importa es el resultado, porque lo que importa es el público.

Juan_cruz-221

Luis MORENO como MAYA, Sumo Sacerdote de Amón.

 

Pensar en el público implica adquirir el compromiso de  hacer una película trabajando cuidadosa y rigurosamente todos los aspectos. La composición de un drama histórico es siempre compleja, tanto en el aspecto formal como en el de- como ha sido nuestro caso- profundizar en el pensamiento y el concepto del mundo del hombre antiguo.

Juan_cruz-126

Ignasi VIDAL como General PAATONEMHEB

 

En cierto sentido el cine profesional supera en complejidad (en cuanto a multitud de tareas profesionales distintas), inversión, tiempo y acaso esfuerzo al trabajo en la mayoría de las artes, cuyas exigencias son, por lo general, menores. Mi experiencia en el trabajo con la pintura, por ejemplo, puede ser comparable en el terreno conceptual a mi trabajo con el cine, pero en los aspectos que tienen que ver con la composición formal de la obra, con aquellos elementos que la hacen posible, el cine profesional me plantea exigencias superiores a las que me plantea la pintura. Las exigencias de la pintura son, sin embargo, de otra naturaleza.

Juan_cruz-251

Carmen Ribera como KIYA, Esposa Real Muy Querida de Akenatón.

 

Si hacer un largometraje de ficción supone afrontar un amplio y diverso conjunto de tareas y una inversión económica considerable, esto no lo hace mejor ni peor, lo hace simplemente ser-así. Esta es la razón por la que muchos cineastas independientes podemos hacer una película cada 4 o 5 años, si tenemos suerte y contamos con la determinación suficiente para ello. A partir de ahí cada película tiene un destino, y este es lograr emocionar al público. Es mucho lo que hay en juego, son años de trabajo, pero si el cine corre por tus venas, It’s up to you.

Juan_cruz-53

Daniel GALLARDO como General PARAMESSU.

 

El hereje está en fase de postproducción y avanzamos poco a poco, a veces sopla el viento con más fuerza que otras, pero nuestra embarcación y su apasionada tripulación han pasado ya los momentos más críticos. En pocos meses, personajes históricos como Nefertiti, Akenatón, el rey hitita Suppiluliuma (presentado por primera vez en el cine) y hasta 16 personajes podrán verse y entenderse como nunca antes lo hicieron en una historia articulada sobre hechos históricos rigurosamente documentados e interpretada en lenguas antiguas originales… Así debió ser el final de Akenatón, el legendario faraón hereje, y de su bella esposa, la reina Nefertiti.

Juan_cruz

Raúl PRIETO como Akenatón, el faraón hereje.

Anuncios
Galería

5. LENGUA

IMG_9485

HEREJE es la primera película rodada íntegramente en lenguas antiguas: egipcio, acadio e hitita y esta será una de sus aportaciones más significativas.

Por Ignacio Oliva

 

HEREJE es la primera película rodada íntegramente en lenguas antiguas: egipcio, acadio e hitita y esta será una de sus aportaciones más significativas. La lengua es un elemento fundamental para la producción de esa “realidad cinematográfica” y ha supuesto un elemento primordial para aproximarnos a la construcción de la identidad y el pensamiento del hombre antiguo. En esto estuvo de acuerdo Javier Rebollo, que me animó de un modo muy entusiasta a rodar esta película cuando le hablé de ella mientras tomábamos un café(y un huevo duro) frente al cine Doré. Nos acompañaba aquella tarde el escritor Antonio Lázaro.

Así, la profundización en el suceso político del final del reinado del faraón hereje Akhenatón -verdadero núcleo de esta historia- ha estado unido a la investigación en filología de las lenguas del próximo Oriente antiguo, que nos ha llevado a diversas universidades y espacios de investigación.

IMG_9456

Nadie sabe cómo sonaban en realidad el egipcio antiguo ni las lenguas acadia e hitita, pero hay aproximaciones bastante firmes de carácter científico. Nuestro trabajo con especialistas como el asiriólogo y orientalista Juan Oliva y los egiptólogos José Ramón Pérez-Accino o Juan Belmonte entre otros, ha sido decisivo para la caracterización de los sucesos históricos que relata la película, así como la construcción los pasajes traducidos, los términos en las distintas lenguas referenciados en el texto, la caracterización de los sonidos, la fonética y en general todas las características lingüísticas orientadas a la construcción de la prosodia discursiva de los personajes.

Como guionista, este trabajo ha sido muy estimulante y a la vez muy extraño, dado que he tenido que poner a disposición de los actores un guión en castellano –con la información de lo que están diciendo y que irá subtitulado en la película-, junto a un texto en la lengua antigua correspondiente. El trabajo de los 16 actores que intervienen ha exigido, sin embargo, una tarea que ha ido más allá de la interpretación, ya que, en muchos casos, ellos/as mismos/as han contribuido a la consolidación de sus respectivos textos para llevarlos al terreno.

IMG_9430

El resultado es sugerente y ofrece un registro de semejante argumento que nunca antes ha sido mostrado así por el cine.

5. LENGUA

4. TENSIÓN ESTÁTICA

 

Fotografía de rodaje de la pelicula "Hereje", dirigida por Ignacio Oliva. © Demian Ortiz, babelestudio.com
La actriz Diana Bernedo como Semenkhare. Fotografía © Demian Ortiz, babelestudio.com

por Ignacio Oliva

Coincidí con Juan Muñoz a principios de los noventa en el Instituto de Estética que dirigía José Jiménez. Yo tenía 28 años, acababa de llegar a Madrid e instalarme en una habitación en casa de Juan Luis González, que entonces estaba montando la editorial Valdemar. Nos presentó Fernando Castro. Aquella tarde di una charla sobre cine expresionista. Allí también estaba Alberto Ruiz de Samaniego.

No sé muy bien por qué hablamos primero de la compositora rusa Sofía Gubaidúlina, a la que Juan conocía muy bien y después del cine alemán de la República de Weimar. Le interesaba especialmente lo que llamó“la tensión estática”en las películas de Friedrich W. Murnau.

Fotografía de rodaje de la pelicula "Hereje", dirigida por Ignacio Oliva.
Trabajando en la sala de postproducción junto a Miguel Ángel Roque en la construcción de los escenarios de la película.

Muchas veces he pensado, años después,en aquellas palabras, la huella de la imagen y la tensión del tiempo extendido,algo que luego me recordó también en cierto sentido 24 hours Phsycho de Douglas Gordon y la mente del personaje de la novela de Don de Lillo.

Fotografía de rodaje de la pelicula "Hereje", dirigida por Ignacio Oliva.
Diseñando el alzado del palacio real para “Hereje”, dirigida por Ignacio Oliva.

El crítico e historiador Adrian Martín dijo que hay películas para sumergirse. Me gustaría que HEREJE fuera una película para sumergirse en el pasado desde una cierta tensión estática, un ritmo narrativo extendido en el espacio que hemos situado con secuencias y planos largos, hieráticos, dotados de cierta sobriedad.Egipto fue una cultura extraordinariamente conservadora y estática, que cambió muy poco a lo largo de muchos siglos, una cultura dominada por valores eternos y concepciones inmutables, dominada también por la síntesis, la línea recta y el ángulo recto, como observó Worringer.

Desde esa tensión estática del espacio, el plano y la puesta en escena, HEREJE aborda algunas de las primeras acciones políticas de la antigüedad: los tratados y alianzas,los pactos y negociaciones, que no se conocían antes del tiempo del audaz y poderoso Amenhotep III, padre de Akhenatón. También asoman la desconfianza y la traición.

Fotografía de rodaje de la película “Hereje”, dirigida por Ignacio Oliva. © Demian Ortiz, babelestudio.com

Los años últimos de Akhenatón fueron críticos, ambiguos. Se movieron entre el idealismo, la megalomanía, el delirio y el miedo,como indican estas palabras de la época: “El país gira sobre sí mismo como un torno de alfarero… el río se llena de sangre, el duelo cruza el país mezclado con lamentaciones… Pequeños y grandes dicen: ¡Ojalá estuviera muerto!”.

El poder se jugó en la distancia corta, tal como sucede hoy, lejos de los escenarios de la guerra. Una voluntad política universalista y rupturista se enfrentó ala lógica nacionalistade un clero conservador, muy unido al estamento militar. Ese es el recorrido de esta película.

Fotografía de rodaje de la película “Hereje”, dirigida por Ignacio Oliva. © Demian Ortiz, babelestudio.com

 Tarkovsky citaba el Eclesiastés para decir que hay un tiempo para lanzar piedras al río y un tiempo para recogerlas. HEREJE es una elegía sobre el tiempo de recoger lo sembrado por un sueño, que acabó sepultado durante más de tres mil años en la arena del desierto.

 

 

 

4. TENSIÓN ESTÁTICA

3. REALISMO

Fotografía de rodaje de la pelicula "Hereje", dirigida por Ignacio Oliva. © Demian Ortiz, babelestudio.com
Fotografía del rodaje de la película “Hereje” © Demian Ortiz

por Ignacio Oliva

Hace unos años presenté La rosa de nadie (Univers Film,2011) en Oporto y coincidí con el cineasta portugués Pedro Costa. Nos presentó el historiador y crítico lisboeta Carlos Melo Ferreira. Aquella noche, entre innumerables cigarrillos, hablamos de realismo en el cine y de cómo los cuadros en movimiento conforman una realidad representada.

Si el cine es capaz de ser representación realista del espacio y del tiempo -como indicaba André Bazin -hay que ser cautelosos, sin embargo, al conectar cualquier argumentación metafísica sobre la naturaleza de la representación llamada realista y la justificación del estilo realista. El estilo realista es siempre una versión del realismo representado.

Como cineasta me reconozco en la tarea de representar la realidad y de ofrecer una versión realista de la misma desde dos elementos fundamentales: el lenguaje y la imagen. No hay un lenguaje del cine. El plano o la secuencia no son analizables generalmente en términos lingüísticos. No podemos considerar la narrativa visual en términos de frases ni partes gramaticales porque que no son frases. Las imágenes fílmicas no tienen una estructura gramatical. El único lenguaje del cine es el que utilizan los personajes en los diálogos.

Cuando escribo y ruedo películas soy consciente del realismo con el que trabajo. La representación de la realidad tiene dos ejes: el texto (el lenguaje que usan los personajes,a través del cual se “nombra” la realidad) y la imagen que fijan los cuadros en movimiento (la cámara que mira y también nombra, de otra forma, la realidad). Son dos caras de la realidad, el lenguaje y la imagen, y ambos ejes se unen y acontecen en el tiempo que las contiene.

Aunque HEREJE como película theatrical combina lenguaje de los personajes e imagen, su realismo a mi modo de ver encuentra más poder en el discurso lingüístico de los personajes que en el terreno visual. Cuando los personajes hablan están representando la realidad desde una aproximación al sistema de pensamiento del hombre antiguo y este esfuerzo en la documentación previa ha sido muy importante a la hora de construir el guión. El lenguaje es representación. Así, la reconstrucción/representaciónde la realidad histórica en HEREJE va más allá de la puramente escénica/visual que captura la cámara precisamente por el lenguaje. En otras palabras, intentamos hacer de la necesidad virtud y el realismo de la película se resuelve más en el lenguaje que habita los hechos referidos que en la (re)creación visual-por otra parte ajena a la “ilustración”- de esos hechos.

Pero toda realidad en la representación artística no es más que realidad simbólica, o una hipótesis de la realidad, como nos dijo Robert Musil.

Fotografía de rodaje de la pelicula "Hereje", dirigida por Ignacio Oliva. © Demian Ortiz, babelestudio.com
Fotografía del rodaje de la película “Hereje” © Demian Ortiz

 

3. REALISMO

2. ORIGEN

© Fotografía: Demian Ortiz
© Fotografía: Demian Ortiz

 

por Ignacio Oliva

Todas las  películas en las que hay un texto dramático, desde la más costosa hasta la más modesta, nacen de la misma forma: un escritor tiene una idea y se pone a trabajar en ella durante meses o años para crearla. Así nació HEREJE, hace algo más de cuatro años.

Como guionista (re)creo habitualmente el mundo, tan complejo y diverso como la realidad en que vivo, pero si el problema es imaginar la vida del remoto Egipto antiguo, esta tarea requiere una labor previa de documentación, cuya dimensión va unida al tipo de película que quiero componer. El sentido de hacer HEREJE ha sido plantear un tipo de película en cuyo contenido sea distinta a cualquier otra que se haya hecho hasta ahora sobre este argumento.

La inmersión histórica me llevó 2 años, un tiempo en el que estuve bastante ajeno al ruido cinematográfico circundante, leyendo y tratando de “vivir” ese otro tiempo para intentar imaginarlo: Muchas lecturas en varios idiomas,decenas carpetas en mi ordenador, entrevistas con egiptólogos, asiriólogos y especialistas en Oriente antiguo, cientos de notas… Esos años fueron un laberinto fascinante pero interminable,a veces inabarcable; no podía leer otra cosa, no podía pensar en otra cosa.

Todos los guionistas sabemos que hay historias que llegan a ser películas y otras que no, y eso no depende de nosotros, por eso esta profesión puede llegar a ser tan frustrante.Desde hace ya algún tiempo no quiero escribir películas que no pueda dirigir, y cuando tuve una versión adecuada para rodar HEREJE nos pusimos a trabajar en ella, con rigor y determinación.

© Fotografía: Demian Ortiz
© Fotografía: Demian Ortiz

Siendo el cine contemporáneo un espacio tan abierto, amplio y diverso, de él me interesan muchas cosas pero mi territorio es escribir personajes, crear un mundo para ellos, dejarme llevar por el hechizo de sus vidas y vivirlas con ellos. Es un planteamiento clásico y sencillo:intentar emocionar con las vidas de mis personajes yhablar del mundo en que vivo a través de ellos. El tiempo es el mismo -histórico o presente- para contar historias de seres humanos y sus emociones. Una película histórica es siempre contemporánea -dice David Lynch- porque la hacemos desde el punto de vista del presente.

En HEREJE he disfrutado y sufrido creando esas vidas y esas emociones que conducen a los personajes, siguiendo además la sencilla regla de Lumet y de mi amigo y maestro Carlos Pérez Merinero, al que tanto echo de menos: Intentar dar a los personajes buenas razones para hacer lo que hacen. Parece que lo estoy viendo, en el Góngora, ante un 103 con hielo…

2. ORIGEN

Revolución

Revolución: el turbulento reinado de Akhenatón.
Fotografía y diseño gráfico © Demian Ortiz

Han sido muchos los egiptólogos que han utilizado esta palabra para referir al  turbulento reinado de Amenhotep IV, que se hizo llamar Akhenatón, sucedido en el siglo XIV a. C.

Heredero inesperado del trono de Egipto en el momento de mayor esplendor de toda su historia -el largo y fructífero reinado de su padre Amenhotep III- y tras la temprana y misteriosa muerte de su hermano Tutmosis, primer heredero al trono, Akhenatón fue proclamado rey de Egipto con el nombre de Amenhotep IV, siguiendo la tradición familiar.

Amenhotep IV había sido educado como sacerdote en la tradición del culto al dios de la XVIII dinastía, el disco solar Atón, y como faraón sacerdote dedicó su vida a proclamar una nueva idea del mundo desde esta antigua tradición de reyes solares, que se remonta a la época de las pirámides.

Toda revolución supone un impulso y esto fue lo que hizo este rey de la antigüedad, seguido por su esposa la reina Nefertiti, cuando proclamaron por primera vez en la historia el monoteísmo y cambiaron así el curso de la historia de Egipto y también el curso de la historia de la humanidad.

¿Pero cómo fueron realmente Akenatón y Nefertiti? Su historia ha sido tratada por el cine en diversas ocasiones pero HEREJE presenta una lectura distinta de este argumento histórico, a nuestro modo de ver, dudosamente entendido hasta ahora. HEREJE profundiza en fuentes egiptológicas para entender mejor su historia y su proyecto revolucionario, en sus luces y sus sombras, como descubriréis si seguís con nosotros esta aventura.

HEREJE es una película de interiores, un drama encerrado entre los muros de palacio, donde se muestran intrigas de poder en el terreno íntimo de emociones enfrentadas respecto a un sueño utópico, al mismo tiempo que muestra el temor de la familia real egipcia ante su sombrío y turbio destino.

Puede que la revolución impulsada de Akhenatón y Nefertiti causara un gran desconcierto y sufrimiento a su pueblo, pero también ofreció luz a las tinieblas del oscurantismo y la codicia de los sacerdotes del dios Amón, la deidad principal de Egipto, y más de treinta siglos después, su leyenda continúa viva y llena de hechizos, y en cierto modo nos habla también de nosotros, de sueños y pasiones profundamente humanas.

 

Revolución

Hereje, la película.

Hola a todos/as,

Iniciamos esta página con la ilusión de haceros llegar información puntual de la película “Hereje”, escrita y dirigida por Ignacio Oliva, que regresa cinco años después de presentar “La rosa de nadie” su primer largometraje de ficción.

Tras varios años de un laborioso trabajo de documentación en fuentes egiptológicas para construir el guión, “Hereje” profundiza en uno de los períodos más fascinantes de la historia de la antigüedad, el reinado del faraón Amenhotep IV (Akhenatón) llamado “Hereje” y de su esposa, la reina Nefertiti; ambos impulsaron una revolución que desafió el orden teológico y político del antiguo Egipto y es conocida como revolución de Amarna.

En los próximos meses vamos a compartir con vosotros la génesis y el desarrollo de esta película, que se inició con la presentación del proyecto en el Foro de Coproducción de Berlinale 2013 y que actualmente se encuentra en proceso de postproducción.
Bienvenidos a la página de “Hereje”, sin duda una película extraña en el contexto del cine español.

Hereje, la película.